Revista de Marina
Última edición
Última edición

Teoría del primer objetivo en el conflicto ruso-ucraniano

  • ALBERTO SÁNCHEZ BURGOS

Por ALBERTO SÁNCHEZ BURGOS

  • Fecha de recepción: 30/11/2022
  • Fecha de publicación: 31/08/2023. Visto 532 veces.
  • Resumen:

    La teoría clásica de la estrategia marítima define cuatro objetivos naturales en la guerra en el mar, existiendo algunos autores que le otorgan a las fuerzas enemigas una importancia superior al planificar las operaciones. Esta teoría denominada primer objetivo se ha visto reflejada en conflictos actuales, lo que indica que las posturas estratégicas clásicas aún se mantienen vigentes. En este ensayo se utilizará el conflicto ruso-ucraniano y las acciones bélicas emprendidas para demostrar esta postura.

  • Palabras clave: Ucrania, Rusia, Castex.
  • Abstract:

    Classical maritime strategy defines four objectives in the war at sea, with some authors conferring greater importance to naval enemy forces when planning operations. This so-called primary objective has been reflected in current conflicts, which indicates how classical strategic positions are still in force. To prove this position, this article will use the Russian-Ukrainian conflict and the naval operations currently undertaken.

  • Keywords: Russia, Ukraine, Castex.

A través del matemático Euclidesse ha escuchado cómo el orden de los factores no altera el producto, pues en una operación matemática, la conmutatividad es una propiedad que no modifica el resultado final si se aplica correctamente sobre ciertas funciones. En las ciencias sociales, en cambio, esta propiedad no es aplicable dado que el orden condiciona un resultado, tomando como ejemplo a la educación y el cómo necesariamente deberá ocurrir en fases iniciales del desarrollo humano (Benegas, 2010). En las operaciones navales, la conmutatividad no es una regla, sino por el contrario, algunas teorías clásicas advierten que debe existir un ordenamiento en los objetivos para planificar adecuadamente. En los conflictos contemporáneos entonces, ¿cuál será la guía para la planificación de las operaciones navales?

El día 24 de febrero de 2022, Rusia comenzó un ataque a gran escala en territorio ucraniano. El cruce de la frontera fue bajo el pretexto de estar conduciendo una operación militar especial llevada a cabo para desmilitarizar y desnazificar a Ucrania, terminando así con ocho años de guerra en el área este del país entre fuerzas separatistas y el gobierno (Sonne, 2022). En el mar Negro, la flota rusa fue reforzada con medios desde sus bases en el mar Báltico y el mar del Norte, incrementando su preparación a la vista de la comunidad internacional. Algunas voces se levantaron, pero sin la realización de acciones concretas, situación que el almirante norteamericano James Foggo y el analista de CEPABenjamin Mainardi denominaron como “hirviendo una rana"(Foggo & Mainardi, 2022), dado que Rusia actuaba impunemente desde hacía años. En tanto, y siguiendo los postulados de la estrategia marítima clásica, en este conflicto se observan algunas consideraciones en las operaciones navales desarrolladas que serán abordadas en este ensayo y que resulta necesario describir en forma previa para una mejor comprensión.

Teoría marítima clásica

Los objetivos de la estrategia marítima descritos por el almirante Eri Solís, son elementos que “el conductor, en forma permanente e ineludible, estará obligado a conjugar para alcanzar el control del mar, fin último de la estrategia marítima” (Solís, 2004, pág. 65). Estos elementos son: las comunicaciones marítimas, la posición estratégica, la fuerza y el territorio(págs. 66-83). Sobre estos objetivos se construye la teoría del primer objetivo, la cual se basa en los postulados del almirante Alfred Mahan y del almirante Raoul Castex. Respecto a Mahan, él contemplaba que para obtener el dominio del mar se debía actuar mediante una batalla decisiva o a través del bloqueo, afirmando en ambos casos que el objetivo principal de la flota era la destrucción de las fuerzas enemigas (Vego, Naval Classical Thinkers and Operational Art, 2009, pág. 3). Con relación a Castex, él fue el primero en denominar a la fuerza como el objetivo superior, siendo la base de su teoría del primer objetivo. Además, utilizó el término “cronológico” para referirse al tema5, dado que debían conducirse ordenadamente en el tiempo:

“…una estrategia correcta debía encarar en primer lugar, el problema de poner fuera de combate a la fuerza organizada por medio de la batalla o por la paralización de sus movimientos, y que sólo debían emprenderse otras tareas (…) después de haber realizado la primera y de haber adquirido la seguridad absoluta de que no intervendrá la fuerza organizada del enemigo” (Castex, 1938, pág. 261).

Según los escritos del almirante Castex, la planificación de las operaciones debía basarse en la escuadra enemiga y la decisión de una batalla naval o, en su defecto, un bloqueo si rehuyese el combate. Además, una flota más poderosa no debiese hacer uso de las líneas de comunicaciones marítimas (LCM) en forma prematura si antes no hubiese destruido a la escuadra rival (Vego, Naval Classical Thinkers and Operational Art, 2009, pág. 11). El almirante Miguel Ángel Vergara también se refiere a la posible existencia de objetivos más urgentes, como las LCM o la posición; sin embargo, advierte que la fuerza adversaria será siempre un objetivo de interés que no puede olvidarse, debiendo estar siempre preparados a dar la batalla si el enemigo se interpone (Vergara, 1989, pág. 365).

En relación con el conflicto que enfrentan Rusia y Ucrania, ¿ha estado presente la teoría del primer objetivo en las operaciones navales realizadas?, ¿ha sido la fuerza adversaria el primer objetivo planteado por los beligerantes? De acuerdo con las teorías clásicas, en el conflicto ruso-ucraniano sí ha estado presente esta teoría, en consideración a que Rusia actuó sobre las fuerzas navales rusas en la anexión de Crimea de 2014 y Ucrania ha actuado sobre las fuerzas navales rusas desde la invasión a su territorio en febrero de este año.

El objetivo más importante: la fuerza enemiga

La actuación rusa sobre las fuerzas ucranianas al inicio del conflicto se conecta con la invasión a la península de Crimea el año 2014, ocasión en que Rusia arrebatara las unidades e instalaciones navales en la ciudad de Sebastopol. La integración de estas acciones al actual conflicto se condice con la visión geopolítica que tiene el presidente ruso Vladimir Putin sobre Ucrania y Bielorrusia, al considerar a ambos como parte de un mismo pueblo ruso, según anunciara al Congreso ruso en marzo de 2014, a días de la ocupación de Crimea (Address by President of the Russian Federation, 2014). Esta vinculación entre conflictos obedece a que la misión planteada por el mandatario comenzó con la defensa de los ciudadanos rusos en Crimea y continúa en la región del Dombás hasta el día de hoy, no descansando hasta que la OTANdeje de influir en la población ucraniana y no siga apoyando a los supuestos grupos anti-rusos (Mankoff, 2022). De esta forma es posible vincular las acciones bélicas ocurridas el año 2014, encerrando la totalidad de las acciones en un mismo conflicto el que comenzara con la anexión de Crimea y sólo cesará cuando Rusia crea que la situación en Ucrania ha dejado de afectar a la seguridad de su población. Esta seguridad se traduce en el cómo Rusia alcanzó superioridad sobre su vecino, lo que se verá con mayor detalle a continuación.

Reforzando esta idea se hace necesario identificar algunas situaciones ocurridas aquel año cuando Rusia decidió intervenir en Crimea. Los hechos ocurridos señalan que Ucrania perdió una parte importante de sus medios navales, aéreos y de superficie, astilleros e instalaciones portuarias cuando Rusia se anexó la península de Crimea, incluyendo la base naval de Sebastopol. Únicamente conservó cinco unidades de las diecisiete que tenía aquella base (Toro, 2022) y se calcula en una deserción de un 75% de sus dotaciones hacia la Marina rusa (Greer & Shtekel, 2020). En general, no se produjo coerción sobre el personal, sino más bien se actuó sobre su mente y corazón, acompañado de mejores sueldos a quienes desertaran. Ejemplo de esto es el caso del almirante Sergei Yeliseyev, quién de servir como subjefe de la Escuadra ucraniana, pasó a integrarse como subjefe de la Escuadra rusa del mar Negro. Junto con el dinero, Rusia apeló a que la Marina ucraniana era corrupta y no existía cohesión entre sus filas, situación que fue sembrada en las tripulaciones ucranianas años antes de la invasión a Crimea (Polityuk & Zverev, 2017). Tanto el material como el personal fue severamente afectado el año 2014 y la Marina de Ucrania no alcanzó a reconstruirse pese a intentarlo(Eckstein, 2021); por lo tanto, el objetivo de atacar las fuerzas navales fue cumplido con anticipación a la invasión del Dombás.

Desde la otra perspectiva del conflicto, Ucrania pese a contar con una disminuida fuerza organizada, ha realizado acciones contra las fuerzas navales con el fin de negarles el control del mar. Los hechos ocurridos refuerzan la visión que planteara Milan Vego respecto a la actitud que puede tomar una fuerza disminuida en un mar cerrado: “…dicho objetivo operacional (neutralizar la fuerza enemiga) podría lograrse mediante ataques masivos de medios de superficie, submarinos y aéreos” (Vego, Operational Warfare at sea, Theory and Practice, 2009, pág. 56). De acuerdo con el almirante británico sir Alan West, es improbable que Ucrania actúe contra las instalaciones en Crimea ni ejecute operaciones anfibias en el mar de Azov, dado la carencia de fuerzas de desembarco. Se espera que continúen sus acciones contra las fuerzas rusas que maniobran al alcance de sus misiles antisuperficie, o bien, emplee otros medios no convencionales contra la fuerza enemiga (TimesRadio, 2022). La disminuida situación en la que se encuentra la Armada ucraniana y los bloqueos a sus puertos, han obligado a Ucrania a adoptar una actitud que sólo les permite disputar el dominio del mar mediante acciones aisladas contra unidades rusas. Prueba de esto se observa al individualizar los ataques contra la fuerza organizada rusa en el mar Negro.

Ucrania ha atacado en múltiples ocasiones, destacándose algunos eventos que simbolizan los esfuerzos por recuperar la iniciativa perdida al iniciarse el conflicto y la resistencia ante la abrumadora superioridad de Rusia. Los días 22 y 24 de marzo fueron atacadas lanchas rápidas clase Raptor cerca de Mariupol (Sutton, Russian Navy’s 5 significant losses in the Ukraine war so far, 2022) y fue hundido el buque anfibio ruso clase Alligator “Orsk” en el puerto de Berdyansk, provocándole serios daños a otras dos barcazas (Sahuquillo, 2022). Luego en abril, Ucrania logró hundir al crucero clase Slava “Moskva” en cercanía de la isla Zmiinyi (Sutton, Russian Navy’s 5 significant losses in the Ukraine war so far, 2022) y en mayo se destacaron dos ataques contra lanchas rápidas clase Raptor los días 2 y 8, y además contra la fragata clase Grigorovich “Almirante Makarov” el día 5 (Allison, 2022). El último ataque significativo fue el día 17 de junio contra el remolcador ruso “Spasatel Vasily Bekh”, en cercanías de la isla Zmiinyi (Karle, 2022). En general estas acciones pueden resumirse como intentos ucranianos por combatir a las fuerzas rusas haciendo uso de misiles antisuperficie Neptune y por la negación de las acciones por parte de las autoridades rusas, aludiendo a desperfectos técnicos, accidentes con el manejo de la munición a bordo e incluso a operaciones de desinformación en su contra (Gigitashvili, 2022). Lo que no puede negarse es la actitud que ha tomado la Armada de Ucrania respecto a la teoría del primer objetivo: ha atacado a las fuerzas navales por sobre cualquier otro objetivo. Sin embargo, hay registros que muestran cómo Rusia actuó sobre las LCM ucranianas en la fase inicial del conflicto, cuando la preocupación del mundo estaba centrada sobre las tropas rusas que amenazaban con ingresar a Kiev.

Los otros objetivos de la estrategia marítima

Rusia ha actuado sobre las LCM enemigas, en concordancia con la realidad que tendrá que enfrentar quién planifique las operaciones, indicación hecha años antes por el almirante Castex: “…la conducción de la guerra exige que se ataquen de inmediato las comunicaciones del enemigo, aun cuando la supremacía naval se halle todavía en disputa y la flota enemiga no ha sido desalojada de los mares” (Castex, 1938, pág. 274). El día 24 de febrero, la Armada rusa realizó el bloqueo del estrecho de Kerchcon el propósito de interrumpir las LCM adversarias al interior del mar de Azov, privando a las ciudades costeras del este de Ucrania de intercambio comercial y militar tan necesario cuando las fuerzas terrestres sitiaron Mariupol (Lott, 2022). Junto con cerrar el área este de Ucrania al tráfico comercial, Rusia también realizó un bloqueo al puerto de Odesa, privándole de su acostumbrado flujo de exportaciones, el cual podía cifrarse en un 10% del trigo a nivel mundial (Harris, 2022). Esta información fue ampliamente divulgada por el presidente ucraniano Volodymyr Zelensky: “Rusia ha bloqueado casi la totalidad de los puertos, es decir, toda oportunidad marítima de exportar comida, nuestro grano, cebada, girasol y más"(Marquardt, 2022). Si en Kerch el bloqueo fue mediante la acción deliberada de buques fondeados para obstaculizar el paso, en el área oeste las condiciones impuestas por Rusia fueron mediante acciones hostiles, incluso contra naves de distintas banderas a los beligerantes como se verá a continuación, y sin haber sido anunciado formalmente como dicta el Manual de San Remo10.

El actuar coercitivo de las fuerzas navales rusas sobre las LCM en el mar Negro no estuvo exento de ataques a naves mercantes durante los primeros días desde la ocupación rusa, pese a que ellos negasen continuamente dichas acciones. El analista en defensa y experto en OSINT11, H.I. Sutton, identificó la agresión a un tanquero químico con bandera moldava, otro ataque a un buque carguero con bandera marshalesa, dos a cargueros con bandera ucraniana y otro con bandera panameña (Sutton, Attack on merchant ship off Ukraine seen in satellite imagery, 2022). El área donde acontecieron estos eventos fue al sur de Odesa y al oeste de la península de Crimea, dejando de manifiesto la voluntad rusa de impedir el libre tránsito del tráfico marítimo, y pudiendo ser observado mediante la difusión del tráfico marítimo antes y durante las primeras semanas del conflicto (Harris, 2022). Sin embargo, ¿habría sido esto posible si Rusia no hubiese tenido un control del mar superior al ucraniano? ¿era esto necesario considerando que los efectos no serían observables en Ucrania en un corto plazo?

Antes de continuar observando otros objetivos, es conveniente preguntarse si Rusia hubiese sido capaz de emprender acciones contra las LCM de esta envergadura en caso de tener menores capacidades a las ucranianas. La respuesta de este autor es negativa, en consideración a que Rusia comprende que su control del mar es relativo12 y debe neutralizar las unidades antagonistas si desea controlarlo para obtener un fin superior13. Primero, la teoría demuestra la subordinación de las acciones militares contra las LCM, siendo Corbett (2000) quién escribiese que “la única forma racional de proteger nuestro comercio es destruir la flota enemiga” (pág. 117) y que el control del mar “no significa otra cosa que el control de las LCM, ya sea para fines comerciales o militares” (pág. 67). Luego el almirante Castex plantea un compromiso para la planificación de las operaciones, nunca descuidando las fuerzas adversarias pese a que las fuerzas propias se encuentren en otra tarea, pues constituyen estas un objetivo permanente y decisivo, acuñando incluso la frase: “pensemos siempre en ella, aun cuando no se presente jamás” (Castex, 1938, pág. 292). Esta teoría queda plasmada en las acciones que emprendió Rusia en el puerto de Odesa al hundir patrulleros ucranianos a pocos días de iniciado el conflicto (Kime, 2022), sabiendo que estas unidades podrían interferir en su planificación. También se evidenció al observar la efectividad de las medidas coercitivas, pues el día 4 de marzo se produjo el hundimiento de la última fragata ucraniana llamada “Hetman Sahaidachny”, realizado por su propia tripulación antes de rendirse (James, 2022). Finalmente se pueden agregar las intenciones rusas de reforzar el teatro de operaciones y lograr así una fuerza de superficie que no ponga en duda cualquier intento ucraniano; esfuerzos que fueron en vano dado que Turquía cerró el paso por el Bósforo a sólo cuatro días de iniciado el conflicto invocando la convención de Montreaux14 (Toro, 2022).

Conclusiones

En este breve ensayo quedó establecido que la teoría del primer objetivo aún se mantiene vigente y fue evidenciado a través del conflicto ruso-ucraniano. Esta pugna data no sólo desde febrero de 2022 cuando las tropas rusas invadieran el noreste de Ucrania, sino que, a juicio del autor, se extiende desde la anexión rusa de la península de Crimea el año 2014, significando para Ucrania además una notoria disminución de sus fuerzas navales. De esta forma, Rusia actuó sobre las fuerzas enemigas siendo éste el objetivo más importante en sus operaciones, pudiendo así disponer de la iniciativa en los eventos actuales. Para el caso ucraniano, también han actuado sobre las fuerzas adversarias como primer objetivo, muy posiblemente debido a su débil situación y en vista de su reducida libertad de acción para planificar una empresa más ambiciosa. En general, han actuado contra las fuerzas rusas para negarles el control del mar y al parecer, sin aspirar a su control.

Algunos hechos vinculan a las acciones contra las LCM como un primer objetivo adoptado por Rusia durante este conflicto, en consideración al bloqueo realizado sobre el estrecho de Kerch y sobre los puertos del área oeste de Crimea. Si en un principio estas acciones fueron opacadas por la invasión terrestre, en la actualidad se observa cómo estos graves hechos han afectado no sólo al pueblo ucraniano, sino a la comunidad internacional. Rusia comprendió además que los objetivos operacionales relacionados con las LCM rivales, territorios en Crimea o el Dombás, o potenciales posiciones estratégicas en el mar Negro estarían subordinados a alcanzar un control del mar suficiente para materializarlos. Este control relativo del mar solamente podría obtenerse al neutralizar las fuerzas adversarias primero, debiendo cumplir entonces lo que dicta la teoría estratégica clásica.

Siguiendo el desarrollo de las operaciones navales en el conflicto ruso-ucraniano, se invita al lector a identificar los objetivos de la estrategia marítima y observar cómo han tenido repercusiones en un contexto internacional. Para alcanzarlos, se hace necesario planificar su cumplimiento en un orden debido, creando un balance al ponderar las fuerzas y el control del mar necesario. La prioridad no está dada por una conmutatividad matemática donde no importe el orden de los factores para obtener una victoria, ni por un orden cronológico dónde se siga ciegamente a las fuerzas enemigas, sino por un justo balance entre los objetivos según sea el escenario y las circunstancias que el ambiente operacional entrega.

Bibliografía

  1. Address by President of the Russian Federation. (18 de Marzo de 2014). Obtenido de Official Internet Resources of the President of Russia: http://en.kremlin.ru/events/president/news/20603
  2. Allison, G. (6 de Mayo de 2022). Russian warship reportedly ‘on fire’ after Ukrainian attack. Obtenido de UK Defense Journal: https://ukdefencejournal.org.uk/russian-warship-on-fire-after-reported-ukrainian-attack/
  3. Benegas, A. (27 de Diciembre de 2010). El orden de los factores altera el producto. Obtenido de CATO: https://www.elcato.org/el-orden-de-los-factores-altera-el-producto
  4. Castex, R. (1938). Teorías Estratégicas (Vol. I). Buenos Aires: Escuela de Guerra Naval.
  5. Comité Internacional de la Cruz Roja. (1996). Derecho internacional relativo a la conducción de las hostilidades. Ginebra: CICR Publicaciones.
  6. Corbett, J. (2000). Algunos principios de estrategia marítima. Valparaíso: Academia de Guerra Naval.
  7. Eckstein, M. (9 de Agosto de 2021). After 2014 decimation, Ukrainian Navy rebuilds to fend off Russia. Obtenido de DefenseNews: https://www.defensenews.com/naval/2021/08/09/after-2014-decimation-ukrainian-navy-rebuilds-to-fend-off-russia/
  8. Elverdin, J. P. (25 de Mayo de 2022). Últimas noticias de la guerra: documentos desclasificados de EE.UU. muestran el bloqueo de Rusia a Ucrania. Obtenido de CNN: https://cnnespanol.cnn.com/2022/05/25/ultimas-noticias-guerra-rusia-ucrania-trax/
  9. Foggo, J., & Mainardi, B. (6 de Mayo de 2022). Boiling the Frog — Russia’s Black Sea Aggression Part II, the War. Obtenido de CEPA: https://cepa.org/boiling-the-frog-russias-black-sea-aggression-part-ii-the-war/
  10. Free Dictionary by Farlex. (23 de Julio de 2022). Obtenido de https://idioms.thefreedictionary.com/boiling+frog
  11. Gigitashvili, G. (15 de Abril de 2022). Russian War Report: Competing narratives about the sinking of Russia’s Moskva warship. Obtenido de Atlantic Council: https://www.atlanticcouncil.org/blogs/new-atlanticist/russian-war-report-competing-narratives-about-the-sinking-of-russias-moskva-warship/
  12. Greer, S., & Shtekel, M. (27 de Abril de 2020). Ukraine’s Navy: A Tale Of Betrayal, Loyalty, And Revival. Obtenido de RadioFreeEurope: https://www.rferl.org/a/sea-change-reviving-ukraine-s-navy/30579196.html
  13. Harris, S. (24 de Mayo de 2022). U.S. intelligence document shows Russian naval blockade of Ukraine. Obtenido de The Washington Post: https://www.washingtonpost.com/national-security/2022/05/24/naval-blockade-food-supply-ukraine-russia/
  14. James, L. (7 de Marzo de 2022). Ukrainian Navy scuttles flagship as Russia advances on Mykolaiv. Obtenido de Independent: https://www.independent.co.uk/news/world/europe/ukraine-navy-frigate-sunk-mykolaiv-b2029108.html
  15. Karle, P. (20 de Junio de 2022). Ukraine conflict: Ukraine claims attack on another Russian ship in Black Sea. Obtenido de Janes: https://www.janes.com/defence-news/news-detail/ukraine-conflict-ukraine-claims-attack-on-another-russian-ship-in-black-sea
  16. Kime, P. (7 de Marzo de 2022). Russia Reportedly Sinks Former US Coast Guard Patrol Boat Donated to Ukraine. Obtenido de Military.com: https://www.military.com/daily-news/2022/03/07/russia-reportedly-sinks-former-us-coast-guard-patrol-boat-donated-ukraine.html
  17. Lott, A. (14 de Marzo de 2022). Russia’s Blockade in the Sea of Azov: A Call for Relief Shipments for Mariupol. Obtenido de Blog of the European Journal of International Law: https://www.ejiltalk.org/russias-blockade-in-the-sea-of-azov-a-call-for-relief-shipments-for-mariupol/
  18. Mankoff, J. (22 de Abril de 2022). Center for Strategic and International Studies. Obtenido de Russia’s War in Ukraine: Identity, History, and Conflict.: https://www.csis.org/analysis/russias-war-ukraine-identity-history-and-conflict
  19. Marquardt, A. (23 de Mayo de 2022). Satellite images appear to show Russian ships loading up with Ukrainian grain in Crimea. Obtenido de CNN Politics: https://edition.cnn.com/2022/05/23/politics/satellite-images-grain-crimea/index.html#:~:text=Last%20week%20CNN%20reported%20that,grain%20only%20complicates%20those%20efforts.
  20. Polityuk, P., & Zverev, A. (24 de Julio de 2017). Why Ukrainian forces gave up Crimea without a fight - and NATO is alert. Obtenido de Reuters: https://www.reuters.com/article/cnews-us-ukraine-crisis-crimea-annexatio-idCAKBN1A90G0-OCATP
  21. Sahuquillo, M. (24 de Marzo de 2022). Ucrania asegura haber destruido un buque ruso de desembarco de tropas en un puerto del mar de Azov. Obtenido de El País: https://elpais.com/internacional/2022-03-24/ucrania-asegura-haber-destruido-un-buque-de-desembarco-de-tropas-en-un-puerto-del-mar-de-azov.html
  22. Savitz, S. (30 de Marzo de 2021). The Suez Grounding Was an Accident. The Next Blocked Chokepoint Might Not Be. Obtenido de Defense One: https://www.defenseone.com/ideas/2021/03/suez-grounding-was-accident-next-blocked-chokepoint-might-not-be/173011/
  23. Solís, E. (2004). Manual de Estrategia Naval (Vol. II). Valparaíso: Academia de Guerra Naval.
  24. Sonne, P. (25 de Febrero de 2022). In speech, Putin warns opponents of grave consequences. Obtenido de The Washington Post: https://www.washingtonpost.com/world/2022/02/23/russia-ukraine-updates/#link-M36L2EROOZAUNNBX5S64Y2DT3A
  25. Sutton, H. I. (27 de Febrero de 2022). Attack on merchant ship off Ukraine seen in satellite imagery. Obtenido de Covert Shores: http://www.hisutton.com/Russian-Attacks-on-Merchant-Ship-Off-Ukraine.html
  26. Sutton, H. I. (2 de Julio de 2022). Battle of Snake Island: Explained by a Defense Analyst. Obtenido de YouTube: https://www.youtube.com/watch?v=lmGqI73NKI0
  27. Sutton, H. I. (4 de Mayo de 2022). Russian Navy’s 5 significant losses in the Ukraine war so far. Obtenido de Naval News: https://www.navalnews.com/naval-news/2022/05/russian-navys-5-significant-losses-in-the-ukraine-war-so-far/
  28. Toro, J. P. (10 de Marzo de 2022). Apuntes marítimos de la invasión rusa a Ucrania. Obtenido de Revista de Marina: https://revistamarina.cl/es/articulo/apuntes-maritimos-de-la-invasion-rusa-ucrania
  29. Vego, M. (2009). Naval Classical Thinkers and Operational Art. The United States Naval War College. Joint Military Operations Department, 1-20.
  30. Vego, M. (2009). Operational Warfare at sea, Theory and Practice. New York: Routledge.
  31. Vergara, M. A. (1989). Algo por que luchar: el control del mar. Revista de Marina, IV, 362-367.

Inicie sesión con su cuenta de suscriptor para comentar.-

Comentarios

Artículos Relacionados

El rol del mar en la guerra de Ucrania
CIENCIAS NAVALES Y MARÍTIMAS

El rol del mar en la guerra de Ucrania

En las etapas previas a la guerra de Ucrania, los indicios que más certeramente parecían presagiarla eran las concentrac...

Apuntes marítimos invasión rusa a Ucrania: Bloqueos, corredores y convoyes
ACTUALIDAD

Apuntes marítimos invasión rusa a Ucrania: Bloqueos, corredores y convoyes

Cuando la guerra de Rusia y Ucrania se acerca a cumplir cinco meses, los aspectos marítimos y navales de un conflicto qu...

Crisis alimentaria global postguerra en Ucrania
ACTUALIDAD

Crisis alimentaria global postguerra en Ucrania

Para todos quienes participamos de la política internacional como actores pasivos, es de común conocimiento la arremetid...

Conflicto ruso-ucraniano y sus efectos
ACTUALIDAD

Conflicto ruso-ucraniano y sus efectos

En 1950, cinco años tras la finalización de la Segunda Guerra Mundial, las naciones europeas todavía orientaban su esfue...

Rusia, Ucrania y la doctrina Putin
ACTUALIDAD

Rusia, Ucrania y la doctrina Putin

Cuando Vladimir Putin señaló que la “caída de la URSS fue la catástrofe geopolítica más grande del siglo XX” (Rotaru, 20...