Revista de Marina
Última edición
Última edición

La geopolítica marítima clásica y la naval revolution contemporánea

  • Patricio Carvajal Aravena

Por Patricio Carvajal Aravena

  • Fecha de recepción: 24/03/2022
  • Fecha de publicación: 30/06/2022. Visto 252 veces.
  • Resumen:

    La Geopolítica Marítima Clásica fue fundada por los almirantes A. T. Mahan, J. Fisher y A. Tirpitz. Esta escuela de pensamiento generó la “revolución naval” contemporánea, cuyo núcleo es la “flota”. Esta Geopolítica fue recepcionada mundialmente. En Sudamérica los precursores de la Geopolítica Marítima Clásica fueron los almirantes M. Grau, L. Uribe, J.C.Noronha y S. Storni. La Escuela Geopolítica Marítima Clásica sirve de fundamento a la Escuela de Geopolítica Marítima Global: almirantes Vidigal, Doig, Stavridis.

  • Palabras clave: geopolítica, historia, Historia, Geopolítica.
  • Abstract:

    Classical Maritime Geopolitics was founded by Admirals A. T. Mahan, J. Fisher, and A. Tirpitz. This school of thought generated the contemporary “naval revolution” whose core is the “fleet”. This Geopolitics was accepted worldwide. In South America the forerunners of Classic Maritime Geopolitics were Admirals M. Grau, L. Uribe, J.C.Noronha and S. Storni. The Classical Maritime Geopolitics School serves as a foundation for today´s Global Maritime Geopolitics School: Admirals Vidigal, Doig, Stavridis.

  • Keywords: History, history, Geopolitics.

La Historia Moderna es esencialmente Historia Marítima. La Historia Marítima es Historia Global. La Historia Global es Geopolítica Marítima. En efecto, desde el Tratado de Tordesillas (1494) hasta la CONVEMAR (1982), la Raumrevolution -revolución espacial- moderna, según el modelo de Carl Schmitt, se define como una redistribución de los espacios marítimos planetarios (Schmitt, 2002). Sobre esos espacios operaron primeramente las flotas pesqueras y mercantes, creando el comercio global; luego, se formaron las armadas cuyo objetivo era la seguridad de las vías oceánicas para el transporte marítimo. Este modelo mantiene plena vigencia en el presente.

La Geopolítica Marítima moderna tiene su origen en los escritos del Almirante A. T. Mahan. Entre otros aspectos, el pensamiento geopolítico de Mahan pone énfasis en la posición geográfica y la existencia de flotas mercantes y una armada.

Es el modelo que siguieron los Estados imperiales coloniales desde el siglo XVI y que se mantiene vigente hasta hoy con los Estados regionales hegemónicos. Por otro lado, la llamada “naval revolution” es un proceso administrativo para crear una marina de guerra congruente con los avances científicos tecnológicos de la revolución industrial y el comercio. Esto se traduce en innovaciones tecnológicas en la arquitectura naval, diseño de nuevas unidades de superficie y submarinas, empleo de nuevos materiales. Pero también en la formación y entrenamiento permanente de tripulaciones y oficiales en las Academias de Guerra Naval y Escuelas de Especialidades.

Este estudio es parte de una Historia Marítima Global. Indaga sobre los orígenes, autores, pensamiento, discursos y principios de una Geopolítica Marítima que servirá de base a la llamada “naval revolution” contemporánea, la formulación de una estrategia marítima, la creación de flotas y del llamado poder naval y su recepción en la Armada de los países sudamericanos.

En cuanto al desarrollo de un pensamiento geopolítico podemos afirmar que se trata de principios que nacen de la doctrina política del Estado moderno soberano (Staatslehre: doctrina del Estado) que define su quehacer desde la perspectiva de la seguridad y la defensa -soberanía- atendiendo a la estructura del espacio, primeramente, en sus dimensiones terrestre y marítima; luego, aérea y cibernética. Ahora bien, la Escuela Geopolítica Marítima Clásica se desarrolla sobre la reflexión de la seguridad y defensa de los espacios continentales y marítimos. En lo que concierne al espacio aéreo y cibernético corresponde a la realidad tecnológica de los siglos XX XXI, por consiguiente, a medida que se desarrolla la revolución científico – tecnológica actual, se incorporan a la estrategia marítima de los Estados el dominio soberano de dichos espacios. En cuanto al ciberespacio, especialmente la red satelital de seguridad y defensa marítimas es parte de la estrategia marítima del siglo XXI. Este tema será abordado en otro estudio.

Tres son los modelos de pensamiento o escuelas doctrinales de la Geopolítica Marítima que nosotros llamamos Geopolítica Marítima Clásica porque ellos serán los referentes que las principales Armadas del mundo asumirán como propios durante los siglos XIX y XX. A comienzos del siglo XX la política de crear flotas de guerra se conoció como “navalismo” (Maurer, Bell, 2013). Así, se generó una verdadera carrera armamentista por poseer flotas basadas en acorazados. Esto significó además una fuerte alza en los presupuestos de defensa. Esto propició a la vez una legislación ad hoc que alcanzó en Alemania una forma clásica conocida como “Flottengesetze” (Schneider, 2009). Este modelo fue también recepcionado en América Latina. En Chile se promulgó el año 1938 la llamada “Ley de Cruceros”. Cabe señalar que el “navalismo” intentó ser limitado por las llamadas “Conferencias Navales” que pusieron cuotas al tamaño de las flotas, así como al tonelaje de los buques. Pero sus resultados fueron ambiguos (Maurer, Bell, 2013).

La Geopolítica Marítima Clásica constituye el núcleo de la Geopolítica Marítima del siglo XXI como señalan los escritos de los Almirantes Armando Vidigal (2006) J. J. Doig (2014), y J. Stavridis (2017). De acuerdo con los desafíos estratégicos del siglo XXI, señala el Almirante J. J. Doig (MGP):

La Geopolítica es una ciencia social que estudia las influencias del poder y las fuerzas relativas que actúan en el espacio físico de un país -configurando un sistema de relaciones espaciales-, a fin de construir en forma eficiente en la conducción política del Estado. El pensamiento geopolítico aplicado a la realidad nacional, en aspectos relacionados con el ámbito de los intereses marítimos para el desarrollo y defensa nacional, aporta criterios geoestratégicos con el propósito de diseñar y construir una efectiva política marítima de Estado (2014, 61)

El “estado del arte” en la investigación de la Geopolítica Marítima Clásica esta conformado por el estudio de los escritos de los almirantes Mahan, Fisher y Tirpitz, los fundamentos. La metodología empleada en la investigación corresponde a la Geschichtliche Grundbegriffe (Historia de los conceptos fundamentales) (Koselleck, 1992) y la History of Political Thought (Skinner, 2003). Esta opera en dos niveles de análisis, a saber: Historia del Pensamiento Geopolítico (Nivel I) y sistema político e instituciones (Nivel 2). Este segundo plano equivale al de ciencia aplicada. Por último, para evitar todo solipsismo epistémico, nuestro enfoque corresponde al llamado Methodenpluralismus.

El modelo geopolítico marítimo clásico

Los temas principales de la Geopolítica Marítima Clásica son los siguientes:

o    Historia Marítima

o    Pensamiento Geopolítico Marítimo

o    Pensamiento Estratégico Marítimo

o    Flotas oceánicas

o    Flotas mercantes

o    Instrucción de la marinería (Academias técnicas, politécnicas, de especialidades)

o    Formación de la oficialidad (Academias de Guerra Naval)

o    Industria marítima

o    Legislación marítima

o    Flota submarina

o    Infantería de marina

o    Inteligencia naval

o    Intereses marítimos

o    Territorialidad marítima

Todos estos temas fueron desarrollados en Estados Unidos (Almirante A. Mahan), Gran Bretaña (Almirante J. Fisher), Alemania (Almirante A. Tirpitz). Estos tópicos constituirán a la vez la base de una política marítima y de un pensamiento estratégico que llevaran a Estados Unidos, GB y Alemania a la creación de un poder naval que les posibilitará el dominio de los mares. En todos ellos lo esencial es la creación de una flota oceánica. Este último es el punto sobre el cual hoy se fundamenta la Geopolítica de la Globalización al sostener la creación de flotas navales (Stavridis, 2017). La formación de nuevas flotas navales, basadas en la ingeniería informática, la inteligencia artificial, la creación de nuevas armas submarinas, de superficie y aéreas, según los proyectos de la Armadas de la Alianza 4 Quad -Nations (2019). Además, se debe considerar la creación de nuevas flotas en las Armadas de sistemas políticos autoritarios como China Popular, Rusia, Irán. Por nuestro lado proponemos, basados en los principios de la Escuela Clásica y de la Escuela Global la creación de una alianza estratégica marítima que llamamos “Alianza ABCP” (Argentina, Brasil, Chile, Perú). Estas fuerzas marítimas comparten intereses comunes en el Océano Austral, especialmente el espacio antártico con una clara proyección hacia los espacios insulares del Pacífico Sur y Atlántico Sur. Esta propuesta será materia de un próximo artículo sobre Geopolítica Marítima Global.

Los precursores de la Escuela Geopolítica Marítima Clásica sud americana fueron:  el ministro D. Portales (Chile), y los Almirantes M. Grau (Perú), Luis Uribe (Chile) y Julio César Noronha (Brasil). En algunos casos, estos hombres de Estado concibieron una Geopolítica Marítima antes de los estudios de Mahan. Ellos pueden ser considerados los fundadores de la Escuela de Geopolítica Marítima Clásica Sud Americana.

Finalmente, cabe señalar que la Armada de Chile desarrolló una Escuela de Geopolítica Marítima, profundizando e implementado los principios de la Escuela Clásica (Carvajal, 2012).

La doctrina norteamericana

(Almirante A. Mahan 1840-1914)

The principal conditions affecting the sea power of nations may be enumerated as follows: I. Geographical Position. II. Physical Conformation, including, as connected therewith, natural productions and climate. III. Extent of Territory. IV. Number of Population. V. Character of the People. VI. Character of the Government, including therein the national institutions (A. Mahan: The influence of Sea Power upon History 1660-1783, 1894)

La doctrina británica

(Almirante J. Fisher 1841-1920)

“The ships we lay down this year may have their influence on the international situation twenty years hence, when Germany -or whoever our most likely antagonist may be then – may have the co-operation (even if only temporary) of another great naval power. Hence a two-Power standard, rationally interpreted, is by no means out of date” (Admiralty, 1906)

La doctrina alemana

(Almirante A. Tirpitz (1949-1930)

“Two lines of thought were emerging at the time: the tactical necessity for a battle fleet, if we were striving for sea - power and wanted to build ships to some purpose; and the political necessity of establishing a protecting navy for Germany’s maritime which were growing at such an irresistible pace. The navy never seemed to me to be an end itself, but always a function of these maritime interests. Without sea-power Germany’s position in the world resembled a mollusc without a Shell”

Die natürliche Bestimmung einer Flotte ist die strategische Offensive” (Erinnerungen)

La geopolítica marítima clásica sudamericana

La Geopolítica Marítima Clásica sudamericana se desarrolló inmediatamente a la publicación de los escritos de los Almirantes Mahan, Fisher y Tirpitz. La excepción es el Almirante Grau. Pero su Informe del año 1878 contiene ideas esenciales de lo que será la Geopolítica Marítima Clásica. El resultado de este pensamiento marítimo generó el llamado “navalismo” sudamericano. Se mandaron a construir un conjunto de acorazados -dreadnoughts-  a astilleros europeos, intentando emular a las flotas británica y alemana. Este fue el momento de mayor poderío y tonelaje de las armadas sudamericanas. En el mismo período se formaron las flotas submarinas.

La doctrina peruana

(Almirante Miguel Grau 1834 -1879)

Esta novedad que se ha hecho una necesidad imperiosa en todas las naciones, proporcionalmente a sus exigencias, me hace llamar la preferente atención de V.E. que tanto conoce cuánto afianza una buena Escuadra, los intereses, la tranquilidad y soberanía de la Nación. Demasiado conozco la aflictiva situación de nuestro Erario; sin embargo, en atención de las consideraciones expresadas, creo de mi deber reclamar la prestigiosa influencia de V.E. para reforzar nuestra Escuadra con los buques que según su ilustrada opinión crean necesarios” (M. Grau: Memoria de 1878)

La doctrina brasilera

(Almirante Julio Cesar Noronha 1845-1923)

”a encommendar á indústria pelo Ministerio da Marinha os navios seguintes: Tres couraados de 12.500 a 13.000 toneladas de deslocamento; Tres cruzadores couraçados de 9.200 a 9.700 toneladas; Seis caça-torpedeiras de 400 toneladas; Seis torpedeiras de 130 toneladas; seis torpedeiras de 50 toneladas; tres submarinos; Um transporte para carregar 6.000 toneladas de carvão; um navío- escola, com deslocamento nao excedente de 3000 toneladas.”(Decreto N° 1296, de 14 de dezembro de 1904)

La doctrina chilena

(Almirante Luis Uribe 1847-1914)

“El servicio que durante la guerra prestaron al país los vapores nacionales como transporte i ausiliares de nuestra escuadra, fueron tan eficaces i de tanta importancia, que bastaría esta sola consideración, para que el Estado prestara su más decidido apoyo al desarrollo de nuestra flota mercante a vapor”.

“Por fortuna la protección a la marina mercante se reconoce hoy como una necesidad de indiscutible interés público” (“Nuestra marina Mercante”, 1903)

La doctrina argentina

(Almirante Segundo Storni 1876-1954)

“Por lo que a la escuadra se refiere, que entre nosotros ha dado un paso, creo que por algunos años no detendremos su incremento, por lo menos mientras no se destruye la fórmula del equilibrio que hemos enunciado como fruto la experiencia de nuestras relaciones de vecindad. Pero esto no significa que hemos de circunscribir nuestras fuerzas navales de gran radio de acción al desarrollo de las flotas de guerra vecinas. La escuadra argentina tendrá siempre por misión fundamental los intereses argentinos en el mar; ya hemos visto que caminos toman esos intereses y qué alcance tienen; y la flota de que tendrá que crecer frontalmente a medida que ellos crezcan, por lo menos mientras los polos del mundo moral no cambien, y siga siendo como es ahora y como ha sido siempre, la cuestión de paz o guerra una de las cuestiones más trascendentales de la humanidad” (“Intereses argentinos en el mar, 1916)

Conclusiones

O    Este escrito es parte de una monografía más amplia dedicada al estudio de los principios, teorías y representantes de la Escuela de Geopolítica Marítima Clásica.

O    La Escuela Geopolítica Marítima Clásica tiene su origen en los escritos de los Almirantes A. Mahan, A. Tirpitz y J. Fisher.

O    Los escritos de estos Almirantes fueron enseñados en todas las Academia Navales del mundo. Dichos escritos constituyen a la vez la base de un pensamiento estratégico marítimo.

O    El núcleo central de esos discursos es la existencia de una marina mercante y de una marina de guerra y sus respectivas unidades de superficie, submarinas y áreas.

O    Precursores latinoamericanos de la Geopolítica Marítima Clásica fueron los Almirantes; Miguel Grau (Perú), Julio Cesar Noronha (Brasil) y Luis Uribe (Chile).

O    Este pensamiento pertenece al patrimonio cultural marítimo de sus respectivas naciones.

O    Los estudios de los Almirantes Mahan, Fisher y Tirpitz (Geopolítica Marítima Clásica) constituyen la base doctrinal de los escritos de los Almirantes Videgal (2006), Doig (2013) y Stavridis (2017) (Geopolítica Marítima Global).

O    Todos ellos tuvieron experiencia bélica directa, excepto el Almirante Storni.

O    Todos ellos desempeñaron altos cargos políticos en la administración del Estado.

O    Argentina, Brasil, Chile y Perú han desarrollado en el ámbito sudamericano escuelas de pensamiento geopolítico que han redefinido la territorialidad marítima de los espacios oceánicos complejos (Carvajal, 2008).

O    La Armada de Chile ha desarrollado una Escuela de Geopolítica Marítima, teniendo como sede la Academia de Guerra Naval (Carvajal, 2012).

O    La Academia Nacional de Estudios Políticos y Estratégicos (ANEPE) organizó el año 2007 un Seminario Internacional, donde se analizaron las diversas escuelas de pensamiento geopolítico (Carvajal, 2007). La predecesora de la ANEPE, la Academia de Seguridad Nacional, institucionalizó en Chile los estudios de Geopolítica como base de la política exterior del Estado y de su territorialidad continental, insular y antártica.





Inicie sesión con su cuenta de suscriptor para comentar.-

Comentarios

Artículos Relacionados

Enterrando el mito de Punta Gruesa
TEMA DE PORTADA

Enterrando el mito de Punta Gruesa

La historia se define como un estudio sistemático y metódico cuyos procedimientos de investigación dan cuenta de las acc...

Arturo Prat Chacón en el corazón de nuestra historia
ACTUALIDAD

Arturo Prat Chacón en el corazón de nuestra historia

Chile es una tierra de leyendas, de personas que forjaron con sacrificio y sangre esta Patria. Sin embargo, si existe un...

De la geopolítica a la geotecnología
ACTUALIDAD

De la geopolítica a la geotecnología

El poderío militar, económico y la influencia política de grandes países para alcanzar mejores posiciones y dominio mund...

Cuarenta y cinco años del arma submarina ecuatoriana
ESCENARIOS DE ACTUALIDAD

Cuarenta y cinco años del arma submarina ecuatoriana

Sintetizar miles de horas de inmersión, incontables millas navegadas, patrullas de guerra, misiones cumplidas, singladura tras singladura y tantas vivencias en unas pocas páginas es un reto; sin embargo, el propósito del presente artículo es dar a conocer, de manera sucinta, la historia del Comando de Submarinos de la Armada del Ecuador, desde su origen en 1974, con el inicio de los trabajos de construcción de estas unidades en Alemania, hasta la actualidad y analizar su empleo futuro frente a los nuevos escenarios y amenazas.