Revista de Marina
Última edición
Última edición

Última participación chilena en UNFICYP

  • Fecha de recepción: 10/11/2020
  • Fecha de publicación: 10/12/2020. Visto 238 veces.
  • Resumen:

    La República de Chile, ha mantenido presencia por más de 20 años en la isla de Chipre, a través de la misión de paz de Naciones Unidas UNFICYP. En septiembre del presente año, esta llegó a su fin, debido al retiro de las tropas chilenas desplegadas en esa área de misión.

    En el presente artículo se entrega un contexto histórico de la misión, se detalla la participación nacional y se finaliza con una descripción del trabajo efectuado por el último contingente chileno.

  • Palabras clave: Naciones Unidas, conflicto, UNFICYP, misión de paz.

La República de Chipre obtuvo su independencia el 16 de agosto de 1960, ingresando a Naciones Unidas un mes después, hasta esa fecha la isla fue una colonia británica.

Al ser una nueva nación independiente, el Gobierno de Chipre creó una constitución que entró en vigor el mismo día en que se independizó, la carta magna pretendía crear un equilibrio entre los intereses de las comunidades grecochipriotas y turcochipriotas (las dos etnias que coexistían en la isla).

En apoyo a la implementación de la nueva constitución de Chipre, las naciones de Grecia, Reino Unido, Irlanda y Turquía suscribieron un tratado para garantizar su correcta aplicación en la isla, además reconocieron y apoyaron la integridad territorial y la soberanía de Chipre. Este compromiso era de vital importancia, debido a que, primero Inglaterra fue la nación que mantenía la ocupación de la isla, segundo Turquía y Grecia son los países más cercanos y ambos poseen  fuertes intereses sobre Chipre, no solo por su cercanía, sino por la presencia de comunidades de origen turco y griego que habitan  en la isla.

A pesar de lo anterior, la aplicación de los distintos artículos de la constitución chipriota se complicó desde el mismo día de su promulgación, lo cual produjo constantes crisis constitucionales y aumento en las tensiones raciales entre grecochipriotas y turcochipriotas; finalmente la tensión constante decanto en un brote de violencia armada, el cual comenzó el 21 de diciembre de 1963. El día 27 del mismo mes, el Consejo de Seguridad de Naciones Unidas se reunió para estudiar las quejas que el gobierno de Chipre, de mayoría grecochipriota, presentó frente a Turquía, acusando a esa nación de intervenir en sus asuntos internos, a su vez, Turquía declaró que el Gobierno de Chipre llevaba años intentando, en forma constante, anular los derechos de la comunidad turcochipriota, la cual representaba a más del 30% de la población total, además negó todas las acusaciones de agresión hechas por Chipre.

El 15 de febrero de 1964, ante la incapacidad de mantener el orden interno en el país y bajo un contexto de violencia civil generalizada, representantes de Chipre, Inglaterra  e Irlanda, solicitaron una acción en terreno al Consejo de Seguridad de Naciones Unidas, ante lo cual el 4 de marzo de 1964, el citado Consejo, adoptó la resolución 186 (1964), la cual recomendaba el establecimiento de una fuerza de mantenimiento de la paz en Chipre, esta fuerza se estableció en terreno el 27 de marzo de 1964 bajo la denominación de United Nations Force in Cyprus abreviada como UNFICYP.

El mandato de UNFICYP establece como tarea principal el evitar que se reanude la lucha armada entre las comunidades grecochipriota y turcochipriota, este mandato se ha prorrogado continuamente desde su implementación hasta la fecha.

Posteriormente al establecimiento de UNFICYP, el 15 de julio de 1974, se produjo un golpe de Estado apoyado por Grecia, el cual buscaba la anexión de Chipre, frente a esta situación y ante la desatada violencia en contra de la comunidad turcochipriota, Turquía intervino militarmente, tomando el control del lado norte de la isla, dejándolo bajo administración de la comunidad turcochipriota. Naciones Unidas efectuó un llamado al cese del fuego, el cual entró  en vigor el 16 de agosto de 1974.

Ante la nueva situación en la isla, Naciones Unidas adoptó una serie de resoluciones que modificaron las tareas originales de UNFICYP, las cuales llevaron a que el personal, de esta misión de paz, inspeccionara en forma constante el despliegue de las fuerzas en oposición, además se establecieron líneas de cese de fuego y zonas de amortiguación entre las áreas controladas por ambos bandos.

Desde la implementación de la zona de amortiguación, el conflicto ha permanecido en relativa calma, se ha producido un constante descenso en las violaciones militares al cese de fuego, y tanto las fuerzas militares en oposición, como los dos gobiernos establecidos en la isla, han demostrado una actitud de cooperación para lograr un ambiente estable y llegar a una solución concreta al conflicto.

 

Distribución geopolítica de Chipre

 

 Distribución de contingentes militares desplegados en la misión.

Diversos contingentes han integrado el componente militar de UNFICYP. Particularmente Argentina ha prestado servicios en esta misión por más de 27 años, integrando, a contar del año 2001, a personal chileno de la Infantería de Marina y del Ejército, dentro de sus unidades de observación y vigilancia.

Participación nacional

La presencia de nuestro país en la misión de UNFICYP, comenzó en el año 1997 con la designación del diplomático . James Holger Blair como jefe de misión, quien se mantuvo en este cargo durante un año. Posteriormente, en el año 2001, el entonces teniente 1° IM Samy Hawa, fue desplegado al área de misión, transformándose en el primer oficial chileno destinado en UNFICYP, este despliegue se llevó a cabo como parte de las fuerzas argentinas en la misión.

Desde el año 2001 hasta el año 2003, la participación nacional se restringió al desempeño en puestos específicos dentro de la plana mayor de la Fuerza de Tarea  argentina en UNFICYP, sin embargo, desde el 2003, producto de los acuerdos de confianza mutua firmados entre los Gobiernos de Chile y Argentina, se dispuso el despliegue de un contingente militar chileno dentro de la Fuerza de Tarea  argentina, el cual estuvo conformado, en primera instancia, por 32 hombres, de los cuales 16 pertenecían a la Infantería de Marina y 16 al Ejército de Chile. Según Antonio Varas Clavel (2006), en su libro Visión histórica de la participación en Operaciones de Paz del Ejército de Chile 1935-2006, “esta operación de transporte aéreo constituyó la primera comisión de transporte de tropas fuera del país efectuada por nuestra aviación del Ejército”, lo cual marca un hito histórico para esa institución.

El despliegue del contingente chileno en Chipre se llevó  a cabo mediante una rotación constante del personal, el cual era relevado cada seis meses, este relevo se efectuaba en conjunto con las tropas trasandinas, quienes, debido al acuerdo firmado entre Chile y Argentina, estaban al mando operativo del personal nacional.

La participación chilena ha sido modificada en número a lo largo de la misión, es así como la cantidad de chilenos desplegados en el área de misión fue reducida en el año 2005, de 32 hombres a 14, posteriormente en el año 2018 se produjo una nueva reducción de personal, pasando de 14 a 12. Estas reducciones del personal nacional desplegado, responde a órdenes de Naciones Unidas de disminuir la cantidad de militares en el área de misión. A pesar de estas modificaciones, el porcentaje de aporte de las instituciones se mantuvo constante en un 50% de personal de la Armada y un 50% del Ejército, con respecto al mando administrativo en terreno del contingente chileno, se señala que ha sido rotativo, estando seis meses bajo mando naval y seis meses bajo mando de Ejército.

Históricamente, el contingente nacional ha sido dividido operacionalmente en un grupo desplegado en la base de patrulla 03 y otro en una patrulla de largo alcance, esta división se ha llevado a cabo manteniendo separados, operativamente, al personal de la Armada y del Ejército.

La Fuerza de Tarea  argentina aposentada en Chipre, se distribuye en dos grandes cuarteles, el campo General San Martín y el campo General Roca, ubicado el primero en la República de Chipre y el segundo en la autodenominada República Turca del Norte de Chipre.   El cuartel en donde se asignaban las tropas chilenas fue históricamente el campo General Roca, emplazado en la localidad turcochipriota de Gemikonagi.

Último despliegue nacional

En febrero de 2020, luego de un intenso entrenamiento conjunto, el contingente nacional denominado como CHICONCYP 35, despegó rumbo a Buenos Aires para unirse, en su etapa final de pre despliegue, a la Fuerza de Tarea Argentina 55 (FTA 55), en el Centro Argentino de Entrenamiento Conjunto para Operaciones de Paz (CAECOPAZ).

A diferencia de los contingentes anteriores, en el caso de CHICONCYP 35, se recibió la orden por parte del mando de la FTA 55, de integrarse en el más bajo nivel en todas las sub unidades dependientes de esa fuerza, por lo cual se dividió al personal chileno dentro de las distintas bases de patrulla y patrullas extendidas de la FTA 55, como consecuencia se operó en forma conjunta y combinada, en el más bajo nivel.

Para simplificar el punto anterior, se entrega el ejemplo de la base de patrulla 03, ubicada en el sector de Kokkina, esta base de patrulla se encontró bajo el mando del teniente 2° IM Cristóbal López Troncoso, quien tuvo bajo su mando operativo a personal del Ejército argentino, Armada argentina, Ejército del Paraguay y la Armada de Chile, a su vez, el personal de gente de mar de la Armada y de clases del Ejército de Chile, operaron bajo el mando de oficiales  argentinos o paraguayos. Esta situación acrecentó en forma importante el conocimiento individual del desempeño de otras fuerzas armadas, también se produjo un desafío profesional importante con respecto a la flexibilidad de mando y subordinación, exigiendo una alta adaptabilidad en el trabajo diario a distintas doctrinas, ya finalizado este despliegue se puede aseverar, basado en opiniones de distintos mandos de UNFICYP, que las capacidades requeridas bajo las circunstancias impuestas, fueron satisfechas en forma sobresaliente por el personal chileno.

El Gobierno de Chile decidió concluir la participación nacional en la isla de Chipre, decisión que fue concretada el día 2 de septiembre del año 2020, den una ceremonia presidida por la representante del Secretario General de Naciones Unidas en UNFICYP y jefa de misión. Elizabeth Spehar, se arrió el pabellón nacional, el cual fue entregado al jefe de CHICONCYP 35 teniente 2° IM Cristóbal López Troncoso.

 

 Ceremonia de entrega del pabellón nacional al jefe del contingente chileno

Con lo anterior se dio término a más de 20 años de participación chilena en UNFICYP, en donde nuestro país aportó al mantenimiento de la paz en Chipre, en forma profesional y constante, con el trabajo en terreno de más de 600 hombres de la Armada y del Ejército de Chile.

 

&&&&&&&&&&

 

Bibliografía

  1. Antonio Varas Clavel. 2006. Visión histórica de la participación en operaciones de paz del Ejército de Chile 1935-2006. Santiago de Chile. Departamento Comunicacional del Ejército.
  2.  Leticia Guevara Bórquez, Fernando Feliú Correa. 2011. Participación de Chile en operaciones de paz de Naciones Unidas: Misión en Haití y análisis del nuevo marco jurídico nacional. 22 octubre 2020. Universidad de Chile, Facultad de Derecho, Departamento de Derecho Internacional. www.repositorio.uchile.cl/bitstream/handle/2250/111390/de-guevara_l.pdf?sequence=03

Inicie sesión con su cuenta de suscriptor para comentar

Comentarios

Artículos Relacionados

Cambio climático y la COP25 Chile - Madrid: Un escenario complejo
TEMA DE PORTADA

Cambio climático y la COP25 Chile - Madrid: Un escenario complejo

En el año 1995, en la ciudad de Berlín, Alemania, se realizó la primera Conferencia de las Partes (COP) de la Comisión M...

Responsabilidad de proteger (R2P), controversias en su posible implementación
ACTUALIDAD

Responsabilidad de proteger (R2P), controversias en su posible implementación

Se busca entregar una opinión fundamentada respecto a la aplicación del concepto de Responsabilidad de Proteger establecido por la Organización de Naciones Unidas, en lo relacionado con la responsabilidad que le cabe a la comunidad internacional de utilizar los medios que resulten apropiados para proteger a la población de un Estado soberano, cuando éste incumpla este deber, específicamente respecto de la alternativa de una intervención militar no autorizada por ese Estado.

Participación institucional en la paz de Colombia
ACTUALIDAD

Participación institucional en la paz de Colombia

El conflicto de tierras, la ausencia de una reforma agraria, sumado a otros factores en Colombia, iniciaron una de las guerras más importantes del último tiempo en nuestro continente. Actualmente y luego de firmar un acuerdo de paz entre el gobierno y las FARC-EP, se encuentra en desarrollo la Misión de Verificación de Naciones Unidas en Colombia (UNVMC), que cuenta con participación de nuestro país y que junto a otro capitán de corbeta fuimos los representantes de la Armada de Chile, pudiendo colaborar con un grano de arena en esta difícil consolidación de la paz en el área.

Marinos chilenos en la misión de Naciones Unidas en Colombia
ESCENARIOS DE ACTUALIDAD

Marinos chilenos en la misión de Naciones Unidas en Colombia

Colombia ha vivido una historia marcada por la violencia política y social. El conflicto entre el Estado y las FARC-EP ha tenido una duración de más de 50 años, generando alrededor de 8 millones de víctimas entre desplazados, secuestrados, torturados y asesinados. Sin embargo, la voluntad de las partes permitió la firma de un Acuerdo de Paz Definitivo, el que verificado por las Naciones Unidas ha logrado desarmar y desmovilizar al grupo guerrillero. Más de 8.000 armas han sido almacenadas por la ONU, lo que significa que este material no será empleado nunca más en contra de un ser humano. En este proceso, la Armada de Chile ha aportado con Observadores Internacionales poniéndolos a disposición de Naciones Unidas para monitorear y verificar el cumplimiento de los acuerdos pactados.

Misión de estabilización de la ONU en la República Centroafricana
CRÓNICA

Misión de estabilización de la ONU en la República Centroafricana

La República Centroafricana proclamó su independencia en diciembre de 1958, siendo en la actualidad el segundo país más pobre del mundo y el séptimo con los mayores índices de delincuencia. Tras un estallido de violencia que destruyó instituciones estatales y dejó a la población sumida en una crisis humanitaria, el Consejo de Seguridad de Naciones Unidas autorizó una Misión de Apoyo Internacional dirigida por la Unión Africana; sin embargo, ante el aumento de la violencia y las violaciones a los DD.HH., el Consejo de Seguridad de N.U. autorizó el despliegue de la Misión Multidimensional Integrada de Estabilización de las Naciones Unidas en la República Centroafricana (MINUSCA), en la cual nuestro país participa con un oficial IM desde el año 2016.